Archivo de la etiqueta: sopas

Quiero un plato calentito de cuchara

 

Brrrrr, se nos ha echado encima el frío. Y con el mal tiempo se abre la temporada de sopas, consomés, caldos y cremas (humeantes y calentitos, por supuesto).

No hay nada que me guste más que la sensación de llegar a casa y preparar un caldo para cenar. De esos que, como dicen las madres y abuelas, “te entonan el cuerpo”. Es el primero más recurrente para las comidas y cenas de invierno. Ofrece tantas posibilidades, desde una sencilla crema de verduras, hasta una de guisantes, de espárragos, una sopa de pescado o una sofisticada crema de marisco. ¿Y no os sucede que hay veces que os apetece un caldo suave, sin más, y otras el mismo consomé pero con sus fideos?

Para los niños, qué mejor que dejar que floten unas letras en el líquido u otras formas que les harán la tarea más divertida. Y para las cremas, es imprescindible para dejar sorprendidos a los invitados un chorrito de nata o de aceite de oliva en el centro del plato, con algunas hojas de albahaca, una gambita o unos croûtons, esos deliciosos y crujientes trocitos de pan  frito. ¿Habéis probado a colocar un trozo de queso ricotta (en este caso de la marca Santa Lucía, de Galbani) para potenciar sabores?

 

Sopa con queso ricota

 

Y fijaos en el resultado con unos piñones y algo de jamón serrano:

Sopa con jamon y piñones

 

Pero hay otro detalle que no se puede pasar por alto. Es el de la presentación en la mesa. No solo existe el plato hondo para servir la sopa. Y aquí es donde sale mi espíritu decorativo. Un plato hondo sobre llano, un cuenco, una taza o un bol con asitas… son los más utilizados y cada uno de ellos me gusta y no depende del tipo de sopa o crema, es más bien una cuestión de estética, según sea el menaje que utilice o el mantel con que vista la mesa. Amplía tu menaje poco a poco, mezcla piezas e, incluso, recupera algunas que ya tengas, seguro que puedes darle un uso nuevo para presentar el primer plato.

¿Te atreves con algo nuevo? Una sopa en vasitos de cristal sobre una tabla de madera para servir en el centro de la mesa.

Sopa en vasitos

 

Y no te olvides de la sopera. Si al leer esta palabra se te viene a la mente la clásica sopera, es porque no te has fijado en los diseños más actuales. Hay soperas para todos los gustos y es un accesorio perfecto para servir la sopa en la mesa. En esta imagen, el modelo Cottage, de Villeroy & Boch (shop.villeroy-boch.com).

Sopera Cottage de Villeroy & Boch

 

Y para sopa de referencia, la de tomate Campbell. Aunque más que la sopa en cuestión, es la lata la que ha alcanzado el estrellato gracias a que Andy Warhol decidió convertirla en pop art. Si caen en tus manos unos botes de esta mítica sopa, puedes transformarlos en unas divertidas lámparas y siempre tendrás sopa para cenar.

Lámparas con latas Campbell

 

Una curiosidad de coleccionista: la marca ha anunciado que, para celebrar los 50 años del espíritu Warhol, reeditará sus latas de sopa en una edición limitada en distintos colores. La pega es que estará a disposición de consumidor en una de las grandes cadenas minoristas de Estados Unidos, Target, y aunque la sopa tendrá un precio simbólico, nos saldrá cara si le sumamos el viaje desde España.

Latas de sopas Campbell

 

Buen provecho.

Alejandra Muñoz (colaboradora de redacción)

  • Share on Facebook
  • Tweet about this on Twitter
  • Share on Google+
  • Pin on Pinterest